miércoles, 19 de mayo de 2010

Un lugar inóspito con colores de otoño

Las minas de Riotinto (Huelva), un lugar inóspito donde la NASA ha realizado pruebas y estudios biológicos para la preparación del hombre en su posible salto al planeta Marte.

Para el fotógrafo de naturaleza, es un lugar ideal por sus colores y la gran cantidad de detalles que se pueden fotografiar.

Ya en la edad del cobre se explotaban las minas de Riotinto, después Fenícios y Tartesos, pero el desarrollo minero llegó con los romanos.

La explotación empresarial llega en el siglo XIII, tras la compra de un sueco, L.Wolters, el cual comienza a desarrollar los principios del desarrollismo científico.

El estado tiene su propiedad hasta el XIX, siglo en el que la minería de Riotinto va a sufrir el momento de mayor apogeo, industrial, demográfico y económico. En 1873, un consorcio británico compra las minas al Estado por 92 millones de pesetas y funda la Rio Tinto Company Limited.

Uno de los hechos más importantes para el desarrollo de la localidad fue la construcción de la línea de ferrocarril entre Riotinto y Huelva, que puso de manifiesto el gran poder económico de Riotinto, al ser construido en el tiempo récord de dos años, y que permitiría el transporte de minerales hasta el Muelle del Tinto, en el puerto de Huelva. Pero estos avances mineros, supusieron también una transformación social. La llegada al pueblo de mano de obra de otros puntos de España y Portugal absorbida por la fuerte demanda de la mina.

Otro de los hechos que contribuyó a destruir esa imagen de Riotinto como pueblo en sí, fue la demolición y traslado posterior del Riotinto antiguo o "La mina". La compañía argumento que el desarrollo de sus explotaciones se veía frenado por la localización del pueblo. El traslado de la población se hizo a barrios de nueva planta (El valle), siguiendo las directrices constructivas inglesas, pero sin duda alguna, el barrio de Bella Vista, se envuelve en un clima de exclusividad y lujo. Este barrio típicamente victoriano, es construido para albergar al denominado staff inglés. Dirigentes de la empresa tenían su residencia aquí. La casa consejo era el lugar de reunión de los dirigentes británicos. Esta casa contaba con ama de llaves, camarero, cocinero... El mobiliario originario era de estilo victoriano. Este barrio se conserva hoy tal y como en su día fue.

Hoy en día la explotación de las minas está parada como tal, pero siguen siendo explotadas algunas galerías con la visitas organizadas de turistas desde el Museo Minero de Ritinto.

© 2009 Todas las fotografías son propiedad del autor y sus derechos están reservados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario